Una tregua

in WORLD OF XPILARlast month


Fuente

Una tregua

La moneda estaba en el aire. La joven esperaba los resultados de los exámenes sentada en la puerta del laboratorio. Su figura frágil y su rostro demacrado daban fe de que se consumía. Agotada, sostenida en una de las paredes, mantenía los ojos cerrados como si algunas vidas tuvieran peso y tamaño, y la de ella fuera una de esas.

***

Hacía tres meses, después de una enfermedad terrible, su madre había muerto y no tuvo dinero para enterrarla. Como indigente tuvo que salir a la calle a pedir un poco de misericordia ente la gente. Los que se apiadaron de ella fueron muy pocos: en estos tiempos de crisis la única posesión segura es la muerte, decían, y eso tenía que servirle de consuelo. Al final, los vecinos hicieron una recolecta y la ayudaron. Su madre fue del hospital al cementerio. No hubo despedidas ni llantos, solo el papeleo y el cansancio que dejan los vacíos perpetuos.

***

Luego de la muerte de la madre, como si la vida fuera una tormenta y los dioses estuvieran a la expectativa, cada día fue una lucha frenética y desigual. No le cabían las lágrimas en las manos al verse con hambre y sin nada para comer, al verse sola en un espacio que cada vez se le hacía más grande e invivible. Allí, sacudía, barría los recuerdos y los amontonaba en un rincón donde podía pasar horas mirando al techo, preguntándose por qué.

***

Algunos días, cuando el hambre le mordía la vida, la joven salía a las calles y se acostaba en camas ajenas, desconocidas, quedándose quita como su madre en la morgue. Otras veces es el asfalto, la pared de cualquier esquina, lo que sostiene su cuerpo mientras ella se deja hacer, mientras mira la luz de los postes encendida, pero es ella la que se va apagando.

***

Es ella la que esperaba en el laboratorio, sintiendo el filo de una navaja en el cráneo, apoyada como si la pared fuera su sepulcro. Entonces, alguien llamó o dijo su nombre, y como un resorte sus manos alcanzaron el papel doblado. Sus ojos desmesurados se movieron rápidamente por las líneas mecanografiadas. En un segundo, su cuerpo cayó al suelo, como una almohada partida en dos, como si en aquel gesto, ante un dios ausente, le pidiera perdón al cielo o una tregua.

HASTA UNA PRÓXIMA LECTURA, AMIGOS

Sort:  
 last month 

Hooolaaa amiga @nancybriti una excelente historia con un toque de tristeza y realidad lamentablemente!

Gracias por compartir, saludos!! :)

Ay, amiga, tú siempre tan consecuente. Muchas gracias por tus comentarios de aliento y tu apoyo! Son tan apreciados para mí. Eres un ángel. Te abrazo

Coin Marketplace

STEEM 0.16
TRX 0.03
JST 0.026
BTC 13047.31
ETH 415.59
USDT 1.00
SBD 1.00